Ingeniería social y datos separadores

Los mecanismos de ingeniería social usados por el separatismo institucional son tan evidentes que apenas merecen ser comentados: si hace una semana fue la sucesión de ‘noticias’ en medios afines afirmando que el autorreferéndum de secesión se basaría en los criterios de la Comisión de Venecia, hoy tenemos (La Vanguardia, Ara; y los de ElPunt advirtiendo en tono infantil ‘Nosotros lo dijimos antes’) la secesión ‘condicionada’ y las cábalas acerca de si tienen que aprobar la Ley de DUI hoy y celebrar el referéndum mañana, en maniobra de gran astucia.

Está claro que intentan mantener una cierta vigencia del rollo de la secesión, que la gente no se olvide. Yo es que ya no sé ni de qué va el tema, así que continuaré siguiendo el consejo de Arcadi Espada y ni caso a esas filtraciones que los medios subvencionados embocan sin pestañear, confirmando que son pura correa de transmisión del régimen.

Hablando de régimen. Hace ya unos meses que la Generalitat inició una de sus muchas campañas destinadas a generar ese sentimiento de que en Cataluña somos mejores, que lo hacemos todo muy bien y rozamos la perfección. Hashtags como #AixecarCatalunya o, la más reciente, #granpaís, van en esa línea.

Que un Gobierno se dedique al autobombo y loarse a sí mismo o a su población no tiene nada de escandaloso. Todos se colocan medallas, en todas partes. Ahora que… cuando esas medallas se dirigen a menospreciar a los demás, manifestar una clara falta de solidaridad o, como veremos, manipular (mal) un dato real, eso ya es otra cosa. Ingeniería social para separar. Para interiorizar que ‘somos mucho mejores que el resto de España’ (perdón, se me ha escapado, quería decir Estado), que es un lastre.

Es indiscutible que Cataluña lidera muchos indicadores económicos, y de toda clase, en el conjunto de España. Y bien que me alegro. En otros, no será tan líder. Por supuesto, la campaña – etiqueta #granpaís, que es la que me llamó la atención el otro día en un momento de insomnio, maximiza aquellos indicadores en que Cataluña destaca. Y si no destaca tanto como se quiere, se manipulan. Ya es mala suerte -para la Generalitat- que el primer slogan que comprobé de la campaña #granpaís fuera cierto y, a la vez, detectara la manipulación del mensaje. Para más inri, un indicador en que Cataluña es líder.

Veamos el slogan: “Les exportacions catalanes van créixer el 6,1% respecte al 2014. Les de França el 4% i les d’Itàlia el 3,7%. Font: ministerio de Economía y Competitividad (IMCE – diciembre 2015 i altres)“. [Nota: en la captura de Italia falta ,7%] Aquí, el informe del IMCE al que se refiere. Y a continuación capturas del anuncio de campaña.

exporta1

exporta2

exporta3

Vamos a ver. Los datos son ciertos. Como es cierto que el slogan se compara con Francia o Italia (y según los datos de Eurostat las exportaciones francesas crecieron un 4,4% y las italianas un 3,8%, probablemente después de correcciones. Da igual).

Claro que si en lugar de compararse con Francia e Italia se compara con Castilla y León, resulta que en esta Comunidad las exportaciones crecieron en 2015 un 16,9%, en las Islas Baleares un 16,8%, Comunidad Valenciana un 14,9%, Aragón un 12,5% y Castilla-La Mancha un 12,3%. ¡Por favor! No salgo de mi asombro… ¡¡¡las dos Castillas con tasas interanuales muy superiores a Cataluña!!! Inaudito. Claro que Cataluña representó nada menos que el 25,5% de las exportaciones liderando con mucha diferencia este capítulo… de igual modo que lideró las importaciones. [Alguien puede cuestionar que las magnitudes de las demás CCAA frente a Cataluña son mucho más pequeñas y por eso la comparación debe serlo con economías de mayor tamaño. Estoy de acuerdo. Claro que CAT exportó por 63.838 millones de euros, mientras que Francia lo hizo por 456.000 e Italia por 413.000… Una gran comparación, sí)

exportacionescataluna

Conclusión. Todo lo anterior es un soberano rollo. Lo único que demuestra es el nation-building separador y separatista alimentado con dinero que yo también pago. Cojo un dato por aquí, saco otro por allá, me comparo con quien quiero y del modo que me interesa y ya soy el rey del mundo. Todo para transmitir el mensaje de que soy el mejor. Y los demás, unos don nadie… Ya puestos, lo que no entiendo es la razón por la que no se limitan en su propaganda a señalar que Cataluña lidera las exportaciones con un 25,5%. Claro que lo entiendo: nacionalismo separador.

Si he descubierto esto (que me interesa más bien poco) tomando el primer slogan que veo al azar, basado en datos ciertos, orientados a exaltar una determinada superioridad frente a los demás, qué no saldrá en el resto… Y a qué preocupantes conclusiones se pueden llegar. Bueno, sí, algo he visto de trasplantes y no sé cuántos puntos por encima de la media nacional y líderes mundiales… Ya sé que se trata de propaganda, pero podrían precisar si con esos 23 puntos (tasas por millón de población – pmp) por encima se refieren solamente a trasplantes de riñón (que es lo que me parece, tampoco lo he estudiado mucho y no me interesa el dato concreto. Me interesa el uso descaradamente separador e insolidario de los datos. Aquí el informe de la OCATT para quien desee torturarse con datos).

Claro, en ese conjunto exitoso que es el sistema de trasplantes, la colaboración entre todos los estatales, la determinación de unos centros de referencia, o la evidencia de que unas determinadas intervenciones únicamente se llevan a cabo en hospitales que se corresponden con las mayores aglomeraciones de población -y, con ello, los profesionales de mayor especialización, prestigio y experiencia- no tiene nada que ver. Lo han hecho solos… Todo solos desde el Big Bang y aun antes, quién sabe. [Y todo ello, obviamente, sin discutir -cómo voy a entrar en esa discusión, por favor- que los hospitales catalanes puedan disfrutar de los mejores profesionales, la mejor atención, la mejor gestión, los mejores protocolos y todo lo que cualquiera desea ante una situación tan dramática para una persona y sus familiares y personas queridas. Y si todo ello redunda en una práctica mejor que en cualquier parte, pues felicidades y los demás a mejorar].

Y lo seguirían haciendo solos, claro. ¡Ah, no! De eso leí una vez que cómo iban a quedarse fuera del sistema de trasplantes. Para eso sí querrían mantener la solidaridad interterritorial. Pero con el dinero ninguna solidaridad, ¿eh? En fin. Ingeniería social de datos separadora. Nacionalismo. No hay más.

Y si queréis reír (o llorar) con el asunto, esta nota del Directe! (perdón por bajar tanto el nivel), al parecer procedente de ACN, según la cual Ramon Tremosa (¡ajá!, por eso la he puesto) habría dicho (nótese el condicional: lo dice el Directe!, yo no confirmo ni desmiento porque no la he encontrado en ninguna otra parte) “…ha negat que una Catalunya independent posés en perill els transplantaments, perquè hi hauria 16.000 MEUR d’impostos que podrien finançar-ne molts més“. Es tan grotesco que me niego a creer que Tremosa dijera esto hasta que se demuestre lo contrario. Rectifico en parte: la noticia de Directe! está datada a 20 de mayo de 2014. En fecha 8 de septiembre de 2015, en Elmon.cat sale algo parecido, también desde Ripoll: “Tremosa s’ha mostrat totalment en contra de les declaracions que ha fet el director de l’Organització Nacional de Trasplantaments, Rafael Matesanz. El director de l’ONT ha amenaçat que amb la independència, Catalunya no podria respondre a la demanda de trasplantaments. El candidat de CiU l’ha volgut respondre. “Discrepo totalment d’aquesta manipulació grollera que s’ha fet d’aquest tema. Un Estat català podria disposar de tots els impostos que genera Catalunya, que serien uns 16.000 milions d’euros”, ha conclòs.“. Por lo visto, con dinero se fabrican donantes y órganos. Esto de la secesión es un chollo, desde luego.

nuevos antiguos
Notifícame
Joan
Guest
Joan

Certero análisis, una vez más, dejando al descubierto las trampas del secesionismo y la monstruosa campaña de manipulación en que se basa.
Un solo apunte: otra razón para la manipulación grosera de los criterios de comparación que con tanta precisión destapas, es la consigna de machacar insistentemente con el mantra “som una nació”. Compararse con otras partes del “Estado” no interesa; solo interesa compararse con naciones, a cualquier precio, porque así se lanza subliminalmente la consigna.

Marc sanz
Guest
Marc sanz

Lo mismo pasa con el tema educación. Siempre alardean de tener la mejor educación del mundo mundial. A la hora de la verdad uno se lee el informe pisa con detenimiento y cat tienen las peores puntuaciones de todas las ccaa de la mitad norte de España. El nivel de inglés, igual. Así todo. Por cierto el 25% de las exportaciones no parece mucho, teniendo en cuenta que el pib de cat es el 19% del total de España. Según creo (lo digo de oídas) hace 1 o 2 décadas era el 40%.

Fernando
Guest
Poniente
Guest
Poniente

Sobre la tactica DUI+Referendum vease lo que Partal presentaba hoy en Vilaweb como una forma “logica nitida, y facil de ser entendida por otros estados europeos”: http://www.vilaweb.cat/noticies/cartes-creuades-aixi-es-proclamara-la-republica-catalana/.

No digo que no me parezca un plan cuanto menos… Curioso, pero pienso que peca, entre otros errores, de que una supuesta independencia politica jamas podra prosperar sin un entramado juridico-economico bien establecido detras, y la Transformacion de la noche a la mañana del Institut Catala de Financas en un nuevo Banc Central de una nueva Republica Catalana lo veo a corto plazo pura ciencia ficcion sin el apoyo del Banco de España y el Banco Central Europeo. Pero bueno… Seguiremos con la cuenta atras a Septiembre del 17, a ver si explota todo ya o se queda todo en agua de borrajas como siempre y pasa formar otra muesca en el libro de agravios que empuje el volante un poco mas al lado antisistema.

Alex
Guest
Alex

Por lo que respecta a la-cosa #granpais… en fin, cuando uno ha visto peña que no sabe, por poner un ejemplo, hablar inglés, ni ganas que tiene, presumiendo de que vete a saber qué estadística sacada de la chistera colocaba a su país por encima de la media en dominio de la lengua de Sakhespeare, pues uno ya le ha pillado el intríngulis a esto del nacionalismo, que básicamente consiste en permitir que uno viva vicariamente una ilusion de plenitud y grandeza mediante un proceso muy fuerte de alienación pseudorreligiosa.