Si el 9N2014 era un proceso participativo, ¿dónde está su evaluación?

Hoy toca un artículo que se aleja un poco de la actualidad diaria. El punto de partida es el asunto de la convocatoria del 9 de noviembre de 2014, por el que se juzgará a Artur Mas, Irene Rigau y Joana Ortega, y por el que pende causa contra Francesc Homs ante el Tribunal Supremo.

En su día Artur Mas dijo que la ‘consulta’ pasaba a ser un ‘proceso participativo‘, algo que repitió y confirmó en una comparecencia, tras declarar ante el TSJC.

Dicen los artículos 50 y 51 de la Ley 10/2014, de 26 de septiembre, de consultas populares no refrendarias y otras formas de participación ciudadana:

Artículo 50 Evaluación del proceso de participación ciudadana

1. La evaluación de los resultados del proceso de participación ciudadana debe reflejarse en una memoria final, que debe elaborarse en el plazo de dos meses a contar desde su finalización y que debe contener como mínimo:

a) La descripción del proceso y sus fases.

b) Una información cuantitativa y cualitativa de la participación que ha habido y de las aportaciones que se han recibido.

c) La metodología utilizada en el proceso de participación ciudadana y en la fase de valoración.

d) Una valoración global del proceso y de sus resultados.

2. La memoria final de evaluación debe hacerse pública en la web institucional de la administración convocante y debe comunicarse a los participantes.

3. La administración convocante debe rendir cuentas sobre el proceso de participación ciudadana. La rendición de cuentas implica, en todo caso:

a) Dar a conocer los criterios utilizados para valorar las aportaciones y propuestas y los motivos por los que han sido aceptadas o rechazadas.

b) Acreditar el cumplimiento de los compromisos asumidos como consecuencia del proceso de participación ciudadana.

Artículo 51 Efectos del proceso de participación ciudadana

Los procesos de participación ciudadana no son vinculantes para la administración convocante. Sin embargo, la memoria final a que se refiere el artículo 50 debe incluir un apartado específico sobre los efectos que el proceso de participación debe tener en la actuación de la administración convocante y sobre los compromisos derivados del proceso que esta asume.

El texto es claro y sencillo de entender, así que ahí va la pregunta: ¿alguien conoce esa memoria final? He consultado la web participa2014 y no está. La página de “Resultats del procés participatiu del 9N” tampoco enlaza a esa memoria. A través de Google, nada. En la Generalitat, tampoco. Parece que no exista. Imposible.

Esta última infografía es muy graciosa porque bajo el título “El 9-N, un ejercicio de democracia” (traducido del catalán) dice que: “El proceso participativo del 9-N se convocó ante la negativa constante del Estado a acordar ninguna de las vías que se le ofrecían para pactar un referéndum“. Y, a continuación, detalla el artículo 92 de la Constitución (nunca solicitado en legal forma), el 150.2 CE (fue la vía denegada por el Congreso), la Ley Catalana de Referéndums 4/2010 (nunca utilizada; es más, muchos ni siquiera saben de su existencia) y la Ley Catalana de Consultas Populares no refrendarias (declarada inconstitucional en diversos preceptos, con interpretaciones en algunos apartados del TC, y a todas luces inadecuada para preguntar sobre la secesión).

¿Y por qué es graciosa? Porque, qué casualidad, no dice nada de la reforma constitucional ni de su potencial iniciativa por el Parlamento catalán, no sea cosa que a alguien se le encienda una luz en su interior y se pregunte la razón de que no se haya instado esta vía. Nota para malpensados: la infografía está disponible en inglés, pero no en castellano. No he querido malgastar el tiempo buscándola, estoy convencido de que está disponible en ese idioma, lo que pasa es que no he sabido verla.

No nos desviemos: si alguien conoce el enlace a la memoria final y su contenido, se agradece. Dudo mucho de que Artur Mas y resto de personas inmersas en procesos penales por el proceso participativo del 9N no se ocuparan de que se elaborase la memoria correspondiente. Qué fallo. Incumplir la Ley y el proceso de participación en que dices ampararte. Seguro que me equivoco.

25 comentarios en “Si el 9N2014 era un proceso participativo, ¿dónde está su evaluación?

  1. Lo primero que quiero es felicitarte por el blog,y transmitir esta felicitación a toda la gente que, regularmente, también hace aportaciones en él.

    Creo que la entrada de hoy (o mas bien la pregunta que planteas) podría dejar (¿una vez mas?) al descubierto que el se nutre de propaganda… o es una gigantesca campaña propagandística.

    Hoy me has hecho pensar en el como en aquella metalurgia que Hergé dibuja en su cómic “Tintín en el pais de los soviets”.

    Un gigantesco decorado de una fábrica con una persona que hace ruidos y quema paja para hacer creer a los observadores internacionales.

      1. Efectivamente empeorponders, lo cual me lleva a preguntarme si realmente hay un objetivo real detrás del Procés… Hay muchas opiniones, imagino que el arco va desde de la que es una gigantesca cortina de humo para tapar otros problemas (al menos habría un objetivo) hasta la de que el Procés, simplemente consume Procés (hay una enorme cantidad de estómagos agradecidos), Siguiendocon las metáforas me hace pensar en el “Saturno devorando a un hijo” de Goya.

    1. ¡Buenos días y saludos! Gracias por participar y tus comentarios.
      Sí, es todo un decorado destinado a consumo de su público: dispuesto a creerse todo y no pedir cuentas de nada.

      1. De nada Javier.

        Creo que la mejor herramienta para una mejor convivencia en Cataluña sería educar en la autocrítica hacia las propias ideas (y las propuestas que se plantean a nivel institucional).
        La cuestión nacionalista, pienso, es una cuestión de (fuerte) base sentimental (y visceral) y creo que, precisamente por ello, es muy difícil elaborar un sano ejercicio crítico.

      1. Home, la successió de fets és com a mínim curiosa:
        _volem marxar.
        _si marxeu, us quedeu fora de l’euro.
        _d’acord, ens quedem.
        _doncs ara, marxem!
        _…

          1. Home, és clar que la pregunta no recollia això, però no pots desvincular-ho absolutament del debat previ!
            Per cert, has tocat alguna cosa del blog? He deixat de rebre notificacions i l’app de wordpress no m’envia els nous posts…

            1. Doncs no he remenat res de la configuració des de fa setmanes.
              A mi em passa amb altres blogs, que no rebo cap notificació. Però des de fa temps i tampoc no m’ho he mirat.

            2. Ese es un problema común a todos los referendos: hay que hacer una lectura de los resultados y la hacen los políticos, nunca la gente que ha votado.

            3. Una part de raó la tens, perquè és inqüestionable que el tema UE tenia la seva importància. I també és veritat que no es tractava de l’única qüestió.

              1. Y eso lleva a otro problema de los referendos, que no son una elección de preferencias sino una creación y posterior ordenación de dos, y sólo dos, preferencias.

                1. Las ganas que tengo de comentar el artículo de López Basaguren:
                  La limitación de la utilización de referéndum dentro de la legalidad, como condición de garantía democrática es lo que, precisamente, respalda la Comisión de Venecia, del Consejo de Europa (CoE), en su Informe sobre el código de buenas prácticas en materia de referéndum, en el que hace expresa referencia a la exigencia de que el uso del referéndum se haga de acuerdo con la legalidad, quedando excluidos cuando la Constitución o la Ley, de acuerdo con aquella, no lo prevean. Es decir, la Comisión de Venecia acepta como plenamente legítimas las restricciones a la convocatoria de referéndums, sin considerar que, con ello, se vulnere el principio democrático. Lo ha afirmado expresamente su Opinión sobre el referéndum en Crimea, en la que expresamente afirma que si la Constitución de Ucrania no permite referéndums sobre la secesión, ello no contradice de ninguna forma los estándares constitucionales europeos, pues, por el contrario, es típico de las Constituciones de los Estados miembros del CoE no permitir la secesión“.
                  Para esto, seguro que la Comisión no sirve. ¿Os acordáis de Jordi Domingo, ese miembro de Constituïm que decía que la Comisión de Venecia se había interesado por la Constitución catalana? Y luego decía que “quizás” quien se puso en contacto no lo hacía en nombre de la Comisión. Y que se iban a reunir. Y ya no se supo nada más. XD XD XD
                  ¡Ah! Y Basaguren también escribe algo que aquí también ya se ha dicho hace años: “Los referéndums que son objeto de tratamiento en el Código de buenas conductas parecen, a todas luces, lo que podríamos denominar referéndums de legalidad; es decir, en relación con la adopción de decisiones políticas ordinarias y no decisiones «constituyentes»; y, mucho menos, decisiones que ponen en cuestión principios fuertemente asentados en el orden internacional“.
                  Lo había escrito en el artículo de las “Mayorías de plastilina para una secesión“: “Es cierto que la base de la opinión del CATN se fundamentaba en los criterios del Código de Buenas Prácticas de la Comisión de Venecia. Ahora bien, ¿este concreto criterio sería aplicable para un referéndum de secesión? A mí me parece que no necesariamente, más que nada porque un referéndum de secesión carece de comparación posible con decisiones llamémoslas ordinarias (como el ingreso en la OTAN), aunque resulten de especial trascendencia. Nada menos que la decisión de romper un Estado. Obviamente, todo es discutible y opinable, aunque lo que me interesa es constatar que cuando se traslada la «amplia mayoría social» a quórums de votación y verificación de apoyos, el criterio se relaja enormemente. Se dice una cosa y se quiere hacer otra“.
                  Es muy gratificante leer que expertos como López Basaguren sostienen conclusiones idénticas en asuntos de este nivel.

                  1. Leyendo el otro día dictámenes de la Comisión de Venecia pensaba que vivimos en un mundo muy raro cuando hay que buscar confirmación a obviedades como que un referéndum tiene que ser legal y que un referéndum de independencia es una anomalía en un sistema democrático. Realmente hay que hacerlo.

              2. No era l’única qüestió, però mira només quants posts has escrit sobre el tema, del total. Per mi és suficient per justificar una segona volta.

                1. Siempre hay buenos motivos para saltarse las reglas y sólo hay uno para respetarlas: saltárselas acaba dando siempre más problemas.

                2. Si ja et reconec que era una qüestió important… El problema ve quan això queda al lliure arbitri de cadascú o, com sembla en aquest cas, el tema no queda tancat ni per dos anys.

  2. Quiero darte las gracias por este excelente blog. Lo descubrí hace unos días y me parece muy completo y minucioso.
    También quiero darte las gracias por haber añadido mi propio blog en tu lista de blogs favoritos 🙂

    1. ¡Gracias también a ti! Vi en las estadísticas algunas visitas que venían de tu blog, curioseé un poco… y a la lista de favoritos.
      ¡Saludos cordiales!

  3. Puigdemont: “No hi haurà tribunals ni legalitats que vagin contra la voluntat del poble”
    Junqueras: “Inspirats pels seus principis de pau, justícia i amor, nosaltres farem tot el que ens correspon per complir el mandat que el poble de Catalunya ens ha donat”
    Sumamos los resultados del 27S y su lectura aposteriori y a lo mejor podemos hablar tranquilamente de totalitarismo. Digo yo.

    1. Desde hace unas semanas, el movimiento separatista ha abandonado toda sutileza. Continuas referencias a la voluntad del pueblo, superior a cualquier legalidad, sus apelaciones a que representan la “verdadera” democracia y un indisimulado “somos los mejores” lo ponen muy fácil para tacharlos de casi cualquier cosa.
      Artur Mas tampoco se queda corto: “un estat que jutja per la via penal a qui actua per escoltar el poble demostra que la ombra de Franco és molt allargada”
      Serán mis prejuicios, pero esta escalada verbal de carácter total (que, supongo involuntariamente, está siendo contestada bastante bien por el Gobierno: con cara de aburrimiento y diciendo que “la Ley ZZzzz..Zzzz”) se parece bastante a un infantil intento de provocar reacciones que no llegan ni llegarán.

Los comentarios están cerrados.