¿En qué piensa el Presidente Rajoy?

Hoy se está pulverizando el récord de visitas con el tema de la nacionalidad, a raíz de las torpes palabras del Presidente Rajoy frente a las preguntas de Carlos Alsina. Cuando haya reflexionado un poco, y para evitar comentarios precipitados, algo escribiré. Crítico, por supuesto. Por el evidente desconocimiento que ha exteriorizado. El Presidente del Gobierno.

Edito: vamos allá.

PRIMERO. El Presidente desconoce, de arriba a abajo y por todos los lados, la regulación de la nacionalidad en España.

SEGUNDO. Da la real impresión de que ni siquiera se ha planteado la cuestión de la nacionalidad y la secesión en un Consejo de Ministros, en un pequeño informe, ni nada de nada. Alsina lo ha pillado absolutamente en blanco.

TERCERO. Ni siquiera le resultaba preciso dar una solución concreta. Con ser capaz de expresar el concepto de que, en caso de secesión, el Estado que sufre la secesión tiene libertad para decidir sobre la nacionalidad, era suficiente. Ni eso sabe. Respondiendo que se trata de situaciones a examinar bajo la óptica de la Sucesión de Estados, ya que evidentemente se trata de situaciones no previstas por ningún ordenamiento jurídico, le sobraba. Daba una respuesta correcta y, a la vez, abierta. No es tan difícil encontrar una manera adecuada de expresarlo, sin admitir como hipótesis la secesión, si eso es lo que le preocupa.

CUARTO. Que un Presidente del Gobierno no sepa responder una cuestión tan básica dice mucho, y malo, de él y del equipo que le rodea.

QUINTO. Ya no digo más, que entonces se me va el teclado y tendría que empezar a editar la entrada. Penoso.

Edito de nuevo: Por fortuna, en el Diari Ara han publicado un cuestionario de preguntas y respuestas (enlace premium, hay que estar registrado) con algunos apartados fácilmente rebatibles. Ya los comentaré. Triste consuelo, sí.