Archivos Mensuales: enero 2017

Calexit: lo que te cuenta el secesionismo y lo que es

Aparquemos por un rato a Santiago Vidal y la conspiración contra el orden constitucional. Volvamos a las citas falsas, manipuladas o tergiversadas. Hoy toca Calexit, ese movimiento que parece tener más difusión en Cataluña que en California. Y si no, tampoco es el tema. Veamos qué me ha llamado hoy la atención.

Este tuit de Germà Bel, diputado de Junts pel Sí, retuiteado por Josep Costa, jurista habitual en medios secesionistas.

germabelcalexit

Tuitea una noticia de ElNacional: “California recibe autorización para intentar un referéndum“. Germà Bel añade su clásica ironía, reforzando el mensaje de que no hay nada de ilegal en celebrar un referéndum de secesión, ni siquiera en Estados Unidos. Venga, vamos a ver qué se ha autorizado DE VERDAD, DE MOMENTO, en California y no a California. Porque California no ha recibido autorización de nadie. O sea, empezamos mal de verdad.

Leamos la noticia:

Califòrnia rep autorització per intentar un referèndum d’independència.

La plataforma de Yes California que està a favor de la independència de l’estat nord-americà, ja ha rebut l’autorització legal que li permet recollir firmes perquè aquesta qüestió se sotmeti a votació. (…) Segons ha explicat TV3, s’hauran de recollir al voltant de 600.000 firmes abans del 25 de juliol perquè la pregunta sigui votada durant el novembre del 2018. Però fins i tot en el cas que s’acabés imposant el “sí”, encara s’hauria de convocar un referèndum“.

El lector del blog ya habrá detectado que hay cosas raras en esta noticia: ¿se votará en noviembre de 2018 y si gana el “sí” a la cuestión (o sea, referéndum de independencia), se convoca un referéndum? Empiezo a cortocircuitar y sólo es el primer párrafo. Vamos a buscar la explicación de TV3 que cita ElNacional.

Tras ver rápidamente los Telenotícies del viernes y sábado, no veo nada. En cambio, sí que aparece una noticia escrita en la web del 324 con este titular: “La iniciativa per la independència de Califòrnia comença a rodar“. [Quizás la noticia saliera en TV en ese canal de noticias, no lo sé]. El texto de la noticia es:

Un dels grups partidaris de la secessió de l’estat nord-americà de Califòrnia ha rebut l’autorització legal per recollir firmes perquè la qüestió independentista pugui ser sotmesa a votació.

Hauran de recollir prop de 600.000 firmes abans del 25 de juliol perquè la pregunta pugui ser votada durant les eleccions de mig mandat, el novembre del 2018. En cas que guanyés el “sí”, però, encara caldria convocar posteriorment un referèndum.”

Esto es todo lo que explican: autorización para recoger firmas a fin de que la cuestión independentista pueda ser sometida a votación en las elecciones de 2018. Y si gana el “sí”, habría que convocar un referéndum. A ver: sigo cortocircuitando. Si gana el “SÍ”, ha ganado, ¿no? ¿Para qué un posterior referéndum? No lo entiendo.

Pues claro que no lo entiendo porque la noticia que Germà Bel y Josep Costa difunden está convenientemente manipulada -por el medio, no por ellos- para dar una idea que no es exacta. Ojo, son Germà Bel y Josep Costa, y lo que se nos quiere transmitir no es lo mismo que la realidad. Lo que pasa es que, aun cuando ninguno de los dos haya manipulado la noticia, por lo menos en el caso de Bel se asume explícitamente su contenido. Y, con Bel, un buen número de sus seguidores.

El asunto va así:

Sigue leyendo Calexit: lo que te cuenta el secesionismo y lo que es

Inclúyanme en la lista de desafectos (en solidaridad con Jueces y demás afectados)

Una de las prácticas básicas de los regímenes totalitarios, como el que se pretende instaurar en Cataluña, es la elaboración de listas de desafectos. Santiago Vidal explicaba en sus conferencias que, entre otros colectivos, eso se ha hecho con Jueces y Magistrados, distinguiendo entre quienes comparten los “sueños e ideales” del separatismo y quienes no.

Como dije en mi anterior entrada, el hecho de que el exsenador Vidal concretara la cifra en 801 jueces -cuando, según qué estadística se consulte, fluctuaba en 2015 entre 745 y 865-, significaba que, sin lugar a dudas, se había consultado el dato. Tal grado de concreción, a mi entender y el de cualquiera que no esté cegado por el totalitarismo nacionalista, implica que la evaluación ideológica de adscripción al Régimen se ha producido. La lista existe. Lo dijo Vidal y todavía no he visto anunciadas querellas por la Generalitat, ni por ERC (ni llegarán, evidentemente)…

Dado que mi profesión me relaciona habitualmente con la Administración de Justicia, ruego, a quien corresponda y sea responsable, totalitario, de las listas, que tome las medidas oportunas para que quien suscribe pase a figurar -no sin recalcar antes que me sentiría francamente ofendido si no figuro todavía en alguna lista- relacionado junto a los Jueces, Magistrados, Fiscales y Letrados de la Administración de Justicia incluidos en el listado “desafectos al Régimen” susceptibles de ser “invitados” a abandonar el lugar.

Por solidaridad con los afectados por la evaluación totalitaria (y es totalitaria incluso frente a quienes sientan simpatías por la secesión), INCLÚYANME EN LA LISTA DE DESAFECTOS.

Vidal for President

El asunto Vidal da mucho de sí. Mucho más de lo que el Govern y sus adláteres están dispuestos a reconocer y admitir. Recordemos una entrada que escribí en el mes de noviembre (¿Qué más me tienen que explicar? Entrevista a Santi Vidal) en la que el exsenador contaba que se está trabajando para construir las “estructuras de Estado” en diecinueve equipos de trabajo. A muchos les pareció normal que se dijera en público que se trabaja preparando el Golpe de Estado. Él mismo dijo en antena que si revocaban su sanción como Magistrado, pediría la compatibilidad y así poder trabajar simultáneamente para la Generalitat (supongo que tras dejar el acta de Senador) por encargo de esta institución, y nadie desmintió que eso fuera cierto.

Ha tenido que ser, por fortuna, Cristian Segura quien pusiera en orden el conjunto de frases memorables de Vidal. Mi teoría es que Vidal mezcla medias verdades, mentiras y cosecha propia, además de hablar de oídas. Porque si alguien cree que el Govern no prepara una quiebra del orden constitucional, se equivoca. Intentemos sacar, de las palabras de Vidal, los conceptos que se manejan en la preparación de la destrucción de la democracia.

Recordemos que: 1) Santiago Vidal ratificó en primera instancia sus manifestaciones, de forma libre y espontánea, absolutamente convencido de su acierto. Si luego ha rectificado o “matizado”, no ha sido por voluntad propia. 2) Que Vidal ha repetido esta clase de “exposiciones” en varias conferencias de la ANC (O SEA, AHORA NO SE HAGAN LOS INOCENTES), sin que nadie protestara. Al contrario, oímos risitas de fondo cuando Vidal explica la obtención ilegal de los datos de la Agencia Tributaria, y algunos de vosotros recordaréis que hace un par de meses en los corros separatistas circulaba un Whatsapp explicando lo que Vidal contaba en sus conferencias.

Vamos con los puntos que destaca Cristian Segura en su artículo:

Sigue leyendo Vidal for President

Santiago Vidal: ¿hay derecho?

La delirante noticia sobre Santiago Vidal en EL PAÍS firmada por Cristian Segura merece el Pulitzer. Es de un mérito incalculable. Por si no estáis al día -yo últimamente no puedo seguir el ritmo trepidante de las noticias-, Vidal ha dicho cosas como: “La Generalitat tiene todos vuestros datos fiscales. Esto es ilegal porque está protegido por la ley de bases de datos“. Y se queda tan ancho.

En días tan trágicos como hoy para el separatismo, en el que entre la corriente secesionista abundan comentarios del tipo “yo ya lo decía“, me acuerdo de un acto de apoyo a Vidal con el lema “No hi ha dret“. Tuvieron una premonición, pero no supieron identificar a qué se refería exactamente ese “no hi ha dret“. El análisis de la querella que alguien debería presentar ante las revelaciones de Vidal, para otro momento. Es mejor recordar que Vidal es Senador por ERC. Esto los perseguirá toda la vida. La foto es ampliable si pulsáis encima.

fotografia-santiago-vidal-girona-acn_1316878506_1677312_1233x822

Créditos de la foto: Diari ARA / ACN

CONCLUSIÓN. ¿Hace falta?

EDITO: Venga, sí, una conclusión. Como he escrito antes en los comentarios, lo que dice el Senador tiene un problema para sus acólitos: si es verdad, alguien está delinquiendo (y en esa secesión de la Ley a la Ley el delito no está permitido); si es mentira, apoyan a un mentiroso. Yo no lo sé, claro. Es Senador, ¿eh? 538.663 votos en Barcelona en las elecciones del 20 de diciembre de 2015 y 548.303 en las del 26 de junio de 2016.

Bravo, bravo, bravísimo.

¿A cuánto cotiza el kilo de verdad?

El asunto de la supuesta “contraprogramación” de un acto del Presidente del Parlamento Europeo a la merienda-cena de Puigdemont, aparte de certificar otro ridículo más de Ramon Tremosa, nos demuestra a cuánto cotiza el kilo de verdad en Cataluña: entre cinco y quince veces menos que la mentira, la manipulación o, por lo menos, el error más o menos negligente.

Tuit de Albert Elfa, corresponsal de Catalunya Ràdio en Bruselas, a las 13:12 horas, que a eso de las 23:00 horas (cuando preparo esta entrada), lleva 310 retuits (unos 30/hora).

elfa1

El mismo Albert Elfa, a las 20:00 horas, informa de que, según fuentes del Parlamento, la reunión estaba programada desde hace semanas. 19 retuits después de tres horas (ritmo de 6/hora).

elfa2

En términos de ritmo/hora, la noticia incorrecta cotiza 5 veces más que la noticia correcta. En términos absolutos -y aun reconociendo la desventaja de horas de la noticia “correcta”- la incorrecta triunfa por quince. Me apuesto cualquier cosa a que la proporción no varía mucho de aquí a la una de la mañana, cuando la noticia ya puede darse por “muerta”.

Sigue leyendo ¿A cuánto cotiza el kilo de verdad?

El sinsentido intelectual (y II)

Es muy habitual que escriba una entrada y, a continuación, se publique o suceda algo que corrobore mis tesis. Hoy es otro de esos días. Como, intelectualmente, el asunto es de escaso interés, voy directo al asunto.

El intelectual del día es Manuel Cuyàs, en ELPUNT. Para quien no lo sepa, a Cuyàs nos lo encontramos como tertuliano por tierra, mar, aire y hasta en el espacio sideral. Escribe un articulillo complaciente con Puigdemont (“Puigdemont al Romea“) y después del consabido blablabla, la perla intelectual: “Em fa molt l’efecte que Puigdemont sap coses essencials que per prudència i estratègia no ens explica“. El clásico recurso al “arma secreta“, lo que “no se puede saber“, “confiemos en nuestros amados líderes” y nos quedamos tan anchos. Automáticamente, me viene a la memoria el brillante artículo de Lluís Bassets, “Bala de plata” (publicado hace apenas cuatro días), con estas frases: “El arma secreta tiene una funcionalidad política. Es un instrumento para mantener la cohesión y proseguir el combate cuando la derrota está descontada. Sirve para contener las deserciones y apelar a un último sacrificio cuando ningún sacrificio sirve para nada.

Para rematarlo, otro intelectual, metido a político, Terricabras. En una entrevista que enlazaba esta mañana, dice cosas como estas:

Les institucions europees coneixen l‘actitud del govern espanyol i la seva negativa per permetre un referèndum?
Sí. I estan una mica astorats, sorpresos. De moment, encara no diuen res. Perquè posar-se amb un estat és sempre delicat i, per tant, són molt prudents. Però quan arribi el moment, hauran de prendre partit. I ho faran a favor de la celebració d’un referèndum. 

I quan arribarà aquest moment?
Quan es convoqui el referèndum a Catalunya i la cosa vagi de veritat. Perquè ara encara no hi ha data ni condicions.

Sigue leyendo El sinsentido intelectual (y II)

El sinsentido intelectual

En el futuro, se estudiará cómo un buen número de intelectuales y estudiosos de elevada talla erudita y profesional olvidaron los más elementales principios de su ciencia o fuente de saber en favor del nacionalismo. Currículos -en algunos casos, impresionantes- y la autoridad del saber al servicio, a menudo torcido, de una ideología.

Hace semanas que detecto esta circunstancia, de manera todavía más exagerada de lo que ha sucedido en todos estos años, en el ámbito más circunscrito del Derecho, que es allí donde puedo evaluar mejor algunos “discursos” intelectuales. Hoy se publica una entrevista a Josep Maria Vilajosana (Catedrático de Filosofía del Derecho y Decano de la Facultad de Derecho de la Pompeu Fabra) en ElMón.cat en que se observa con facilidad lo apuntado antes. Veámoslo:

Sobre las elecciones del 27S

Como todos recordamos, para el separatismo las elecciones del 27-S eran “plebiscitarias” y todo el voto que no fuera para el “Sí” era un “No” (lo dijo Romeva, cabeza de lista). Ese era su punto de partida.

Dice Vilajosana que el 27S se planteó mal. O sea, que las elecciones no valían. Y que por eso, en el supuesto de que no se celebre el referéndum (para “enmendar” lo que se planteó mal) hay que repetir las elecciones y plantearlas “bien”.

Sigue leyendo El sinsentido intelectual

Preguntas olvidadas (el agitprop de siempre)

Es una máxima del separatismo agitar y luego olvidar. Es fácil descalificar, más difícil argumentar. Y dar explicaciones ya es el colmo.

Estos días, Juanmari se ha tomado la molestia (¡gracias otra vez!) de seguir el curso de la pregunta parlamentaria presentada por los eurodiputados Ramon Tremosa y Josep Maria Terricabras el día 4 de noviembre de 2016 (P-008355/2016/rev.1) con el asuntoRespeto a los derechos fundamentales y el Estado de Derecho en España“. Se referían a los asuntos judiciales de Joan Coma y Santiago Espot, con las siguientes preguntas:

1. ¿Considera la Comisión que la conducta de las autoridades judiciales españolas es compatible con el artículo 2 del TUE?

2. ¿Piensa la Comisión emitir un dictamen sobre el Estado de Derecho en España tal y como ha hecho en el caso de Polonia?

Como decía al principio, es muy del gusto separatista descalificar porque ya sabemos que España “no es un Estado de Derecho”, “no respeta los derechos fundamentales”, “será expulsado de la UE si no deja votar” y no sé cuántas cosas más. El problema es que esos entrecomillados se repiten en determinados círculos separatistas hasta llegar al autoconvencimiento y no porque las autoridades europeas lo hayan dicho. [Nota: en algunas entrevistas se lee que “en privado” todo el mundo dice que “España, mal” o que la comunidad internacionalagradece” que se “opte de nuevo por intentar acordar un referéndum con el Gobierno y no por implementar directamente el mandato independentista surgido de las elecciones del 27S“; no, no lo han inventado en Vilaweb, aunque tampoco hay demasiada diferencia, ya que lo ha dicho Albert Royo. Hacía días que no leía lo de la “Comunidad internacional”].

¿Qué dicen las autoridades europeas? Pues, como enlazaba Juanmari, dicen esto:

Sigue leyendo Preguntas olvidadas (el agitprop de siempre)

Volviendo a cuestiones jurídicas

Como el Prusés™ no da mucho de sí estos días, se me ha ocurrido volver a cuestiones puramente jurídicas, tema nuclear del blog.

Hace meses que tengo guardada una conferencia a cargo de Francesco Palermo, senador italiano y “professore di diritto costituzionale comparato all’Università di Verona“. Si ojeáis su perfil, veréis que tiene un amplio perfil que, en lo que a los efectos de esta entrada interesa, incluye una especial sensibilidad y conocimiento respecto de las minorías. O sea, un perfil muy adecuado para una jornada de Diplocat como la celebrada el pasado 30 de junio de 2016, en Nápoles.

A mí, cuando el separatismo no destaca algún evento más que por las “presiones” de la Embajada, significa una de las dos siguientes cosas: a) El evento es una birria propagandística; o,  b) En el evento se han dicho cosas que no firmaría el separatismo.

No tengo tanta moral como para escuchar todas las intervenciones de los ponentes, así que elegí a Francesco Palermo. Por supuesto, dijo cosas que el separatismo no firmaría, como veremos en los dos cortes que he elegido de su intervención. Sigue leyendo Volviendo a cuestiones jurídicas

Aromas de Venecia

Hace unos días escuchaba en una tertulia de El matí de Catalunya Ràdio una intervención del periodista Albert Sáez en que decía que se había puesto de moda (esencialmente, entre el separatismo) argumentar sobre referéndum de secesión basándose en el Código de Buenas Prácticas de la Comisión de Venecia y que, siendo como es todo discutible, constituía “un criterio”. Lo que no dijo Sáez (no se lo censuro, no podemos saber de todo) es que ese criterio se presenta absolutamente sesgado, cuando no de forma engañosa por parte del separatismo, que cuenta con una legión de aprendices de juristas (aficionados y profesionales) capaces de leerse el texto del Código de Buenas Prácticas y profundamente desconocedores (por falta conocimientos o, lo que es mucho peor, por deliberado engaño) de la doctrina que lo acompaña.

Que alguien sin conocimientos jurídicos se lea el Código de Buenas Prácticas y crea que con ello es suficiente para formarse un criterio, no lo voy a censurar. Ha agotado la diligencia media exigible. Que un jurista de los que difunden contenido a favor de la secesión (o en contra), o alguien que pretenda aleccionar sobre el contenido de ese Código, no pase del simple texto y no explique la doctrina de la Comisión, lo enmarco en el engaño deliberado. Ya sabéis que hace tiempo que aplico el principio de que toda afirmación separatista encierra algún tipo de manipulación y el asunto del referéndum y el Código de Buenas Prácticas no es una excepción.

El problema del artículo de hoy es que se me ha adelantado -mucho mejor, la verdad- el Catedrático de Derecho Constitucional Xavier Arbós con su artículo publicado en La VanguardiaLa Comisión de Venecia y la unilateralidad“. De un modo infinitamente más elegante que mi anterior párrafo, Arbós escribe: “Se empieza a citar a menudo el código de buenas prácticas sobre referendos, publicado en 2007 por la Comisión de Venecia, que depende del Consejo de Europa. La doctrina de la Comisión de Venecia tiene una gran autoridad moral. Está formada por universitarios con criterio riguroso e independiente, y se vincula a la institución continental de referencia en materia de derechos humanos y democracia. Es natural, pues, que se estudien sus documentos por quienes quieran promover un referéndum de autodeterminación de Catalunya al margen de la legalidad española, y aspiren a la vez a que sus procedimientos y resultados tengan credibilidad internacional. Me parece acertado, pero creo que la doctrina de la Comisión de Venecia no les favorece.Sigue leyendo Aromas de Venecia